La ortodoncia invisible se utiliza para evitar los tradicionales brackets, y se hace a través de alineadores transparentes, por lo que es la más estética, para aquellos que no desean que se vean los brackets.

Cada vez más en MyDentiss la escogen como la ortodoncia por excelencia, por práctica, segura, eficiente e invisible. La ortodoncia Invisalign debe ser gestionada por un ortodoncista certificado en Invisalign, el cual planifica el tratamiento a través de un clincheck, pudiendo de esta manera visualizar como se van a mover tus dientes antes de empezar el tratamiento y ver el resultado final de tu sonrisa una vez termines la ortodoncia.

Una vez se haya valorado el clincheck con la ortodoncista de MyDentiss, y sea aprobado por ambas partes, llegan desde Estado Unidos los alineadores, transparentes que se usarán en el tratamiento de ortodoncia invisible.

Los alineadores son totalmente invisibles, y se cambian cada 15 días. Dichos alineadores van enderezando los dientes moviéndolos hasta la posición deseada. Dichos alineadores son diseñados a medida en función del plan de tratamiento específico que la ortodoncista de MyDentiss (en Barcelona) realiza de acuerdo con las necesidades del paciente.

En ciertas ocasiones los alineadores por sí solos no pueden lograr los movimientos deseados por el odontólogo y necesitan “agarrar” mejor el dientes; aquí es donde entran en juego los ataches o attachments (en inglés). Se trata de unos pequeños añadidos o relieves hechos de composite, el mismo material que el de los empastes, adheridos a determinadas piezas dentales designadas por el ortodoncista (según cada caso), consiguiendo de esta forma que los alineadores “agarren” mejor al diente y consigan realizar el movimiento deseado.

Dichos ataches no suelen notarse mucho, puesto que son del color del diente y son bastante discretos, además que no todos los casos requieren del uso de ataches. Se determinará según el estado de los dientes del paciente y los movimientos que deban realizar para su buen posicionamiento.

Dicha técnica es casi invisible y permite alinear los dientes sin que nadie se de cuenta a menos que tú se lo digas. El tratamiento ofrece además de comodidad, garantía de éxito. Los alineadores los puedes retirar para comer, beber o si tienes algún evento social. La técnica Invisalign ofrece las siguientes ventajas:

  • No te das cuenta que la llevas en boca
  • No se darán cuenta que la llevas en boca
  • Fácil de limpiar
  • Es removible (extraíble), por tanto no afecta a la higiene
  • Fácil de usar
  • No notarás diferencia a la hora de hablar
  • Puedes extraerla si se requiere para algún evento especial

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies