Las prótesis dentales o dentaduras postizas son un tratamiento muy común para solucionar la pérdida de uno o varios dientes. La prótesis permite restablecer de forma natural los procesos de masticación, deglución y habla. Para evitar complicaciones orales, es esencial mantener una buena limpieza de la prótesis. ¿Cómo adaptar la rutina de limpieza?

Las prótesis permiten solucionar las complicaciones que conlleva la pérdida dental. Reponer el espacio provocado por la ausencia de uno o varios dientes es esencial ya que podrían moverse el resto de piezas dentales y por tanto necesitar ortodoncia. En este sentido hay diversas alternativas; además de las prótesis, muchos profesionales recomiendan llevar implantes dentales para sustiuir la raíz del diente perdido.

Pero es cierto que las prótesis son una buena solución ante la pérdida de una o varias piezas dentales. Permiten recuperar la estética y la funcionalidad de la sonrisa y además fortalecen el hueso. Después de su colocación es necesario pasar por un proceso de adaptación. Finalizado este proceso, el paciente no notará que lleva una prótesis dental. No obstante es habitual tener que hacer algún ajuste. Las claves para que una prótesis dental dure mucho tiempo son acudir al odontólogo con regularidad y realizar una limpieza diaria adecuada.

Las claves de la limpieza con prótesis

Es importante adaptar los hábitos de limpieza a la prótesis para evitar complicaciones:

  • Rutina de higiene. Es muy importante mantener una rutina de higiene diaria y constante. Es aconsejable usar un cepillo con filamentos muy suaves para evitar la erosión. Además conviene insistir en los márgenes de la prótesis, ya que es la zona donde se suele acumular el biofilm oral o placa bacteriana. Por ello las prótesis requieren una mayor dedicación y constancia en la rutina de higiene bucal.
  • Limpieza de las prótesis. Además de la higiene de la cavidad oral, también es importante limpiar las prótesis. Los expertos recomiendan el uso de comprimidos limpiadores para eliminar todos los restos de bacterias que hayan quedado en las prótesis. Estos comprimidos resultan muy eficaces y además no dañan la dentadura.
  • Otros cuidados. Además de limpiar las prótesis también es aconsejable retirarlas por las noches. De este modo las encías descasan de la presión que supone llevar la dentadura. Otra clave según diversos expertos es eliminar los restos de bacterias del dorso de la lengua, ya que se propagan fácilmente hacia las prótesis. En este sentido resulta muy útil el uso de limpiadores linguales específicos.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies