El sangrado de las encías es algo muy habitual durante el cepillado. No obstante, es una señal de que algo no va bien en tu salud bucodental. Según el Consejo General de Dentistas en España, hasta un 60% de la población ha tenido en algún momento este problema.

Pero, ¿Por qué sangran las encías? Esta es la pregunta que se hacen muchos pacientes que siguen una higiene bucodental diaria. En general el sangrado gingival se debe a la acumulación de placa bacteriana. El sangrado también puede provocar dolor y alteraciones en el gusto y el aliento. Por ello conviene mantener las encías sanas. Algunos pacientes creen que el sangrado es normal y forma parte del cepillado. Pero la realidad es que nos está alertando sobre un problema en nuestra cavidad oral.

De hecho el sangrado de las encías también depende de otros factores, como la edad o la salud general. Los pacientes diabéticos, por ejemplo, son más propensos al sangrado de las encías. También los cambios hormonales y algunos hábitos perjudiciales, como el tabaquismo y el consumo de alcohol, favorecen el sangrado.

Unas encías sanas deben tener un aspecto rosado y firme. En caso de estar enrojecidas o inflamadas, recomendamos acudir al odontólogo cuanto antes. El sangrado es uno de los principales síntomas de enfermedades como la gingivitis. Esta enfermedad periodontal puede provocar la pérdida del diente en sus fases más avanzadas.

Desde MyDentiss, te damos las claves para evitar el sangrado de las encías:

Cómo evitar el sangrado en las encías

  • Rutina de higiene oral. A menudo el cepillado no alcanza los rincones más difíciles de la cavidad oral. Esto provoca la acumulación de placa bacteriana, principal causa del sangrado en las encías. ¿Cómo evitarlo? Se recomienda complementar el cepillado con otras técnicas, como el enjuague bucal y el hilo dental. De este modo la limpieza es más profunda y las encías quedan más protegidas de las bacterias.
  • Acudir al odontólogo. Las revisiones son el mejor modo de prevenir el sangrado de las encías. Lo más recomendado es acudir al odontólogo un mínimo de dos veces al año. En MyDentiss estudiamos cada caso para obtener los mejores resultados con la sonrisa de cada paciente.
  • Moderar la alimentación. Algunos alimentos como los dulces y los ácidos la acumulación de placa bacteriana. Por ello conviene evitarlos y consumir alimentos más saludables para las encías.
  • Evitar hábitos perjudiciales. Para mantener la boca sana y evitar el sangrado en las encías es fundamental abandonar hábitos como el tabaquismo.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies