La ortodoncia permite conseguir una sonrisa bonita y bien alineada. Para evitar complicaciones durante el tratamiento es esencial una rutina de higiene oral diaria. ¿Cómo realizar una buena limpieza bucodental durante la ortodoncia?

Mediante los aparatos de ortodoncia se corrigen problemas como el apiñamiento dental, una mala mordida… El desarrollo de infecciones puede alargar el tratamiento, además de otras complicaciones. En función del tipo de aparato, es preferible una rutina de higiene oral concreta.

Los aparatos favorecen la creación de zonas de retención de la placa bacteriana. Así, la placa se acumula con más facilidad entre los dientes y las encías. Esto puede provocar enfermedades bucodentales y complicar el tratamiento. Para evitarlo es fundamental cepillar los dientes después de cada comida y complementar el cepillado con las diferentes técnicas de higiene interproximal.

Rutina de higiene óptima durante la ortodoncia

Brackets

Para conseguir una limpieza profunda con brackets, tanto metálicos como de porcelana, es muy importante insistir en los espacios entre diente y diente. Además conviene mantener una técnica poco agresiva, para evitar irritaciones y la erosión del esmalte. Un truco para eliminar los restos de placa que no consigue remover el cepillado es usar un irrigador bucal. Esta técnica es especialmente recomendada en pacientes con ortodoncia, ya que elimina los restos incrustados de forma mínimamente invasiva.

Ortodoncia invisible

Son férulas invisibles que se pueden remover para las comidas y la higiene y que se van cambiando cada quince días. Este tipo de aparatos son más cómodos y estéticos, pero también deben limpiarse. Los restos de bacterias pueden quedarse en los aparatos, además de teñirse y deteriorarse.

Se recomienda limpiar las fundas con limpiadores efervescentes o un cepillo de tamaño reducido. También es importante limpiar los dientes después de cada comida y antes de volver a ponerse las fundas. De este modo las fundas se mantendrán limpias y transparentes hasta cambiarlas por las siguientes, que suele ser un plazo de quince días.

Ortodoncia lingual

Es el tratamiento más estético, ya que consiste en llevar brackets en la parte posterior de las piezas dentales. De este modo resultan totalmente imperceptibles por los demás. Lo más recomendado para conseguir una higiene profunda con estos aparatos es el uso de un cepillo eléctrico. Para evitar daños con los brackets, se aconseja usar un cepillo con filamentos suaves y un cepillo interdental. La rutina de higiene es similar a la de los brackets tradicionales.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies