Septiembre es el mes de la vuelta a la rutina: colegio, trabajo… Después de las vacaciones es un buen momento para ir al dentista, revisar nuestra salud bucodental y comenzar tratamientos como la ortodoncia.

Durante las vacaciones muchos pacientes son menos constantes con la rutina de higiene oral. El verano también es una época de excesos: helados, refrescos… Estos alimentos favorecen el desarrollo de complicaciones como la sensibilidad dental o la caries. Por ello, la vuelta a la rutina es un momento clave para hacer una revisión bucodental y detectar estas patologías a tiempo.

La rutina de higiene oral en casa también es muy importante. Después de los excesos del verano, se aconseja potenciar una rutina de limpieza completa, basada en los siguientes pasos:

  • Cepillado dental diario. El primer paso para mantener una boca sana es cepillar los dientes a diario. Desde MyDentiss aconsejamos el uso de un cepillo con cerdas suaves y realizar movimientos giratorios, para conseguir una limpieza más profunda.
  • Limpieza lingual. La lengua suele ser la gran olvidada en la rutina de higiene oral. Pero en realidad es muy importante limpiar su superficie, ya que almacena decenas de bacterias relacionadas con patologías como la halitosis.
  • Higiene interproximal. El cepillado dental por sí solo no es suficiente para remover todos los restos de bacterias. Por ello es importante complementarlo con técnicas de higiene interproximal, como el enjuague bucal y el hilo dental. Para pacientes portadores de ortodoncia, se aconseja la irrigación bucal.

Importancia de volver al dentista

Después de vacaciones es importante mantener una rutina de higiene en casa. Pero si queremos mantener una boca sana durante más tiempo, es fundamental acudir al dentista. ¿Por qué es tan importante?

  • Prevención y detección. El mejor modo de evitar el desarrollo de una patología bucodental es prevenirla. Muchas complicaciones como la caries o la gingivitis presentan síntomas poco visibles a simple vista. Con una revisión rutinaria se pueden detectar a tiempo, algo fundamental para que el tratamiento sea eficaz.
  • Tratamientos. La vuelta a la rutina es un buen momento para comenzar tratamientos como la ortodoncia o realizar una limpieza dental profesional.
  • Seguimiento. En aquellos pacientes portadores de ortodoncia, implantes… Es importante revisar que estos tratamientos siguen bien después del paréntesis de las vacaciones. Algunas complicaciones como la periimplantitis pueden retrasar e incluso provocar el fracaso del tratamiento.

En MyDentiss realizamos un estudio personalizado para adaptar nuestros tratamientos a las necesidades de cada sonrisa. Después de las vacaciones, recupera una sonrisa más sana y radiante.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies